Kindernothilfe Kindernothilfe e.V. Kindernothilfe e.V.

Alimentación

El hambre: El mayor enemigo del desarrollo

Alrededor de 850 millones de seres humanos sufren hambre a nivel mundial. La desnutrición es el más grande enemigo del desarrollo: Quién sufre hambre, no puede aprender en la escuela, no tiene fuerza ni esperanza para planificar el futuro, sufre frecuentemente por enfermedades. En todos los proyectos apoyados por Kindernothilfe los socios en ultramar ponen especial atención a una alimentación adecuada de los niños y jóvenes. Además, las personas son instruídas de tal forma que puedan mantenerse y alimentarse adecuadamente por si mismas.

1294_205x267_415x541_31x20Foto: Christoph Engel 

Los participantes de la Cumbre Mundial de Alimentación de 1996 se propusieron una gran meta: reducir a la mitad el número de personas que sufren hambre hasta el año 2015 y vencer el hambre hasta el año 2025. Sin embargo el logro de este objetivo parece estar alejándose.

Mächen beim EssenFoto: Christoph Engel 

No existe oportunidad alguna para una niñez normal
Los niños en países en vías de desarrollo están gravemente perjudicados.

El hambre tiene consecuencias: Aquellos niños con deficiencias y desnutrición experimentan un retraso en su desarrollo. Además están permanentemente amenazados por daños psíquicos y físicos.

Caminos para salir de la pobreza
Los mayores obstáculos en el camino hacia un mundo sin hambre son la guerra y los conflictos sociales internos. Sin estabilidad y crecimiento económico no avanza la lucha contra el hambre. El crecimiento económico sobre todo tiene que ser ligado en los países pobres con el desarrollo de zonas rurales y una mayor productividad en la agricultura. Los habitantes pobres debieran participar de los avances económicos y tener acceso a lugares de trabajo, tierra, créditos y obtención de medios de producción.

Straßenkinder in Region PetersburgFoto: Alexandra Höner 

¿Qué hace Kindernothilfe?
Una alimentación adecuada juega un rol central en todos los proyectos promovidos y apoyados por Kindernothilfe. En muchas instituciones los niños y jóvenes
tempranamente toman contacto con prácticas agrícolas, apropiadas al clima y a las condiciones de vegetación del lugar. En algunos proyectos también se intenta educar a las madres y mejorar sus conocimientos acerca de métodos de plantación y uso de alimentos.
El propósito es que las personas en poco tiempo puedan manejarse independientemente de los envíos de ayuda, y así posibilitar una vida autónoma.

Informe anual


Copyright © 2017 Kindernothilfe e.V.
Todos los derechos reservados. Pie de imprenta.